Arquitectura industrial
Arquitectura industrial

Steel Framing: ¿Se debe apostar por el acero galvanizado?


Para empezar, ¿qué es el Steel Framing? Pues es el proceso de recubrir chapas laminadas en frío bajo el acero galvanizado. ¿Y qué es esto último? Es el sistema y a su vez el producto que hacen que piezas como las de acero y metal recubiertas perduren en el tiempo. Existen varias razones por las cuales optar por el acero galvanizado resulta no sólo rentable, sino que también pues viene a ser eco amigable; sin embargo, eso ya lo veremos más adelante.

Dile adiós a la oxidación
Gracias al Steel Framing es que la vida útil de estas piezas (acero y metal) puede perdurar en el tiempo. Y es que la cubierta en zinc fundido de éstos últimos materiales a una temperatura aproximadamente de 450° tiene varios objetivos. El primero, evitar que el acero se corroa, se oxide. Esto último, debido a la humedad y también a la contaminación ambiental. Digamos que el Steel Framing es el proceso (recubrir con zinc), a través del cual piezas de edificación, sobre todo, de inmobiliarias no tengan contacto directo con el agua o con el oxígeno y si lo tienen, pues no darle cabida a que se contaminen y debilitar sus estructuras.

Se resiste al tiempo
Y es que la cubierta de zinc es tan poderosa que simplemente no deja entrar humedad en
ninguna de las piezas (metal y acero). De modo que la hace resistente al tiempo, pero
específicamente ¿A qué elementos nos referimos? Pues, para dar ejemplos simples: los
alambres de púas que se colocan en el cerco de las fachadas por temas de seguridad. Éstas están protegidas, a pesar de las lluvias y el sol, simplemente no se maltratan, se conservan intactas.

Cero mantenimiento
Lo bueno es que ésta recubierta de zinc no necesita ni de pintura ni de mantenimiento. Así es, el Steel Framing, de hecho le da un aspecto sobrio y elegante, por lo cual es utilizado en fábricas de automóviles, edificaciones estructurales, entre otros.

Entonces, apostar por el Steel Framing es una gran inversión. No sólo porque lo hace más
resistente al tiempo, sino porque se trata de un sistema responsable y que a su vez va
acompañado con el cuidado de la naturaleza. Finalmente, la recubierta en zinc hace que los materiales que están sumergidos en este elemento, en otras palabras, los que se bañan en zinc, resultan ser fuertes ante el paso del tiempo. Simplemente, no se rasguñan ni se rayan.

Y ya para ir cerrando, ¿El aspecto? Pues es satinado, de hecho, esto último lo hace visualmente más atractivo. Sí, apostar por el Steel Framing es apostar a ganador. No es un gasto adicional, para nada. Es una muy buena inversión que perdura con el tiempo.
Los baños de zinc tornan a las piezas, mediante el proceso de galvanización industrial, tan
resistentes que pueden estar o mantenerse en un estado de conservación óptimo durante 50 ó 70 años, sin necesidad de ningún tipo de mantenimiento. Es por ello, que este procedimiento es usado en fabricación de vehículos, maquinarias, estructuras arquitectónicas, etc. Como puedes ver, el acero galvanizado está hecho a prueba de balas.


View Comments
Actualmente no hay comentarios.